El BCE pone en riesgo la recuperación del euro

Hola Amigos, buen día. El BCE dejará sin cambios los tipos de interés de referencia, que quedarán en cero, como ya sucede desde hace varios años, aunque ese es un dato ya descontado por los mercados. Lo importante, en esta instancia, es la conferencia de prensa que, a partir de las 8:30 del este, brindará el presidente de la entidad, Mario Draghi.

La reunión de política monetaria, que tiene lugar este jueves, encuentra al BCE en una posición incómoda. Luego de varias idas y vueltas, y cuando todo apuntaba a que en septiembre de 2019 habría un aumento de tasa, el propio Draghi se encargó de desalentar esa posibilidad al afirmar que no solo no habrá tal aumento, sino que hará falta más estímulo para sacar la economía de la Eurozona adelante.

Los datos macro de Alemania de los últimos meses han sido realmente desalentadores. Es notable el paralelo que, por ejemplo, presentan las mediciones de la encuesta IFO de clima de negocios, con la cotización del euro.  Luego de llegar a máximos de varios años en febrero de 2018, en ocasión del último máximo relevante del euro en 1.2555, tanto la encuesta mencionada como la moneda única cayeron en picado, para arañar esta última la zona de 1.1100 días atrás.

La recuperación del euro, que experimenta desde algunos días atrás, solo responde a una debilidad del dólar, afectado en este caso por inquietantes análisis que hablan de una probable entrada en recesión de la economía estadounidense en 2020. Y, se sabe, de allí a que dicha situación se traslade a Europa hay un paso.

Pero allí surge un problema adicional. La Fed aún conserva una tasa de interés que, sin ser muy alta, puede recortar sin problemas. El BCE no tiene esa chance. Y la implementación de nuevos planes de estímulo, esta vez bajo la denominación de los conocidos TLTRO, que podrían ser anunciados en la fecha, no ayudarán ciertamente al euro. Tampoco lo hará la cifra de la inflación de la Eurozona conocida esta semana, que reflejó un pálido 1.2% anual frente al objetivo por ahora inalcanzable del 2% que mantiene la entidad comandada por Draghi.

En otro orden, la reunión muy esperada entre autoridades de Estados Unidos y México dejó un resultado nulo, lo que fue puesto de manifiesto por Donald Trump. De esta forma, se acerca la fecha límite del 10 de junio para imponer aranceles a las importaciones desde México, algo ya obvio, puesto que aunque haya muy buena voluntad, es imposible terminar con un problema como el de la inmigración ilegal, que lleva décadas, en unos pocos días.

Trump, además, volvió a atacar a China por la falta de acuerdo para terminar con el déficit comercial de su país con el gigante asiático, amenazando con implementar una nueva serie de aranceles a las importaciones de aquel país.

El dólar llega a este jueves en una situación algo difícil, y ciertamente menos relajado que la semana pasada, cuando brillaba en todos sus cruces. El euro llega de la misma forma, y la reunión del BCE será un termómetro de la situación de la divisa estadounidense, que en los últimos días acumuló malas noticias. La más fuerte, la encuesta ADP de empleos privados, con cifras insólitamente bajas respecto a meses anteriores, y que puede ser un anticipo de una caída importante en la creación de trabajo para el dato que se conocerá el viernes.

Nos espera una sesión americana en la que al menos por ahora los futuros de los índices de Nueva York ofrecen una mejor versión que en los días previos. Los recortes de la Fed siempre son bienvenidos en la bolsa, y esta vez no es la excepción. Eso sí, no hay que descuidarse: el oro sigue muy alto, y eso significa que las cosas no están tan bien como a veces parece.

Amigos, tengan todos una excelente jornada de operaciones, nos vemos el viernes.

 

Nota legal Este reporte, así como sus datos, informes y recomendaciones, está elaborado con el objeto de proporcional información general y no constituye una invitación a la compra o venta de divisas. El presente informe se basa en informaciones tomadas de fuentes que se consideran fiables pero que no han sido objeto de verificación independiente por parte de Adrian Aquaro. Confiar en el contenido del reporte o en las opiniones vertidas en el mismo corre por cuenta exclusiva del lector. Adriann Aquaro no participa con este informe del asesoramiento financiero a persona alguna, y no se responsabiliza por las ganancias o las pérdidas que se realicen tomando como base las opiniones vertidas en el mismo.