Días turbulentos en los mercados, euro y libra caen en picado

Hola amigos, buen día. Una serie de conflictos, informes y declaraciones en todo el mundo está generando un viento de frente para los mercados, que se muestran volátiles y erráticos en su gran mayoría, y con un dólar que crece, pero no termina de convencer, al menos en todos los frentes.

Una caída en la bolsa de China, ocurrida la semana pasada como consecuencia de un dato de PBI local que estuvo por debajo de lo esperado, inauguró una ola de bajas en los principales índices bursátiles, que se mantiene este miércoles en plena sesión europea.

Tanto el DAX 30 de Alemania, como el FTSE 100 de Londres y el CAC 40 de París están experimentando bajas importantes, con algún signo de recuperación -o más que eso, de sobre venta-, pero sin cambios de tendencia a la vista. También los futuros del índice Dow Jones están cayendo, antes del inicio de la sesión americana del miércoles, luego de una fuerte baja de la víspera, de la cual se recuperó con gran velocidad.

En este último caso, con precisión de reloj, el precio se mantuvo por encima de una línea de tendencia alcista medida en el gráfico diario, que llegó a quebrar en el peor momento de la sesión del martes, y sobre todo, por encima de una EMA de 200 períodos, que viene acompañando la última etapa de la tendencia alcista principal. De todas formas, se sabe que cuando el precio se acerca a una media móvil tan importante, está perdiendo fuerza, por lo que habrá que prestar gran atención a su comportamiento.

Pero la caída de China tiene su contraparte en un crecimiento fuerte de la economía de Estados Unidos, esta vez motivada en los aranceles impuestos meses atrás. El PBI del tercer trimestre, que los mercados esperan ansiosamente, se conocerá el viernes. Y una cifra positiva, como se espera, confirmará que la Fed seguirá elevando los tipos de interés no solo en diciembre de este año, sino en los próximos trimestres.

Esta presunción le está dando impulso al dólar ante las monedas principales que, a su vez, luchan contra sus propias debilidades. Por caso, el euro está quebrando ahora mismo la cota de 1.1400, ante el agravamiento del conflicto entre la Unión Europea y el gobierno de Italia, que se empeña en aprobar un presupuesto de 2019 con un déficit fiscal muy por encima del permitido por la UE. Y por lo visto, esta última poco podrá hacer, dado que desde el lado de Italia ya avisaron que no hay mucho por discutir, con un razonamiento discutible: el presupuesto es para los italianos, no para Bruselas.

Por el lado de la libra no hay mucho de nuevo, salvo que sigue cayendo, con algunos altibajos que le dan la esperanza de volver por encima de alguna resistencia importante, como puede ser 1.3300, pero que cada día luce más lejos. Las idas y vueltas del Brexit, que ya en parte divierten, en parte aburren y en la misma proporción preocupan, no tienen un final claro, y la libra sigue sintiendo los cimbronazos de estas desinteligencias entre Reino Unido y un gobierno timorato, ventajista sin rumbo, y la Unión Europea (otra vez la Unión Europea), que trata de hacer un divorcio de Reino Unido que muestre su autoridad, sin poder conseguirlo.

El petróleo, en mínimos de varias semanas, muestra que el conflicto entre Estados Unidos e Irán, que aún ni siquiera se puso en marcha, puede ser algo complicado. Ante las sanciones contra Irán con fecha de inicio el 4 de noviembre, apareció Arabia Saudita, que trata de mostrar una cara responsable y formal luego de reconocer el asesinato de un periodista en su propia sede diplomática en Estambul (cuestión que tuvo a los mercados en vilo varios días), anunciando que exportará el petróleo que sea necesario para cubrir la falta de exportaciones de Irán. Como es claro, Irán solo dejará de vender “sobre la mesa”, pero el mercado negro (más negro que el propio petróleo), no dejará de existir.  La sobre producción está impactando de lleno en el Brent y el WTI; este último, apenas puede mantenerse ahora mismo por encima de los 66 dólares, cuando falta conocerse el inventario de crudo, este miércoles a las 10:30.

Por último, los anuncios de política monetaria del Banco de Canadá, previstos para las 10:00 del Este, podrían darle algún respiro al Loonie, afectado por la caída del petróleo en los últimos días. Esta recuperación se hará más tangible si, como se espera, el BoC eleva los tipos de interés.

Amigos, tengan todos una excelente jornada de operaciones, nos vemos el jueves.

 

 

Nota legal Este reporte, así como sus datos, informes y recomendaciones, está elaborado con el objeto de proporcional información general y no constituye una invitación a la compra o venta de divisas. El presente informe se basa en informaciones tomadas de fuentes que se consideran fiables pero que no han sido objeto de verificación independiente por parte de Adrian Aquaro. Confiar en el contenido del reporte o en las opiniones vertidas en el mismo corre por cuenta exclusiva del lector. Adriann Aquaro no participa con este informe del asesoramiento financiero a persona alguna, y no se responsabiliza por las ganancias o las pérdidas que se realicen tomando como base las opiniones vertidas en el mismo.