Miguel Ángel Rodríguez, Economista Jefe para España de TMS Europe

El USD/JPY ha vuelto a ser comprado en los mínimos del día de ayer gracias a la subida de las rentabilidades de los bonos americanos que empiezan ya recoger el efecto de la próxima alza de tipos en el mes de diciembre. En realidad el par se encuentra en un rango sin dirección definida en el corto plazo y con una resistencia muy clara en la zona de 114.40 que tiene que ser superada para proseguir su camino alcista.

La clave , no solo en Estados Unidos, sino en el resto de países está en la inflación.
Este dato será crucial para definir los siguientes pasos en la política monetaria y hoy se publica una cifra referenciada con la inflación que es el índice de precios de producción que por tanto tendrá su efecto en la cotización de la divisa.

Lo mismo ocurre con la libra y el euro. En el primer caso, el miembro del Banco de Inglaterra, Haldane, manifestó ayer que los objetivos de inflación serán superado con creces, comentario que llevó a la libra al alza y como comentábamos ayer, esta será una de las razones para la divisa británica siga siendo comprada en el futuro, independientemente de los vaivenes que podrá sufrir por temas políticas y por la valoración que les de el mercado. 

Hoy habla el presidente del Banco de Inglaterra Carney que podrá dar alguna pista sobre esta intención y de ser así la libra seguirá siendo demandada. También habla Mario Draghi, en este caso y a pesar de las buenas cifras que se vienen publicando – hoy el PIB del 3º trismestre de Alemania ha superado las expectativas creciendo un 0.8%- es probable que no tenga un discurso tan “ hawkish”, pero esto será solamente para mantener un tono sosegado en los mercados y quizás para evitar una subida precipitada del euro. Esto está asumido ya por el mercado y el efecto, de ser así se minimizará. En mi opinión el euro seguirá siendo alcista en el futuro próximo.

eurusd