En junio de 2017 la tasa de crecimiento anual nominal de la captación bancaria tradicional (vista + plazo) fue 10.8%, 0.8 puntos porcentuales (pp) por debajo de lo observado el mes previo y 3.6 pp menor al registrado el mismo mes del año anterior. Así, persiste el menor dinamismo de la captación bancaria tradicional resultado de un menor crecimiento de la captación a plazo. Dicho segmento redujo su aportación a la tasa de crecimiento de la captación tradicional en 1.1 pp, pasando de 5.0 en mayo a 3.9 pp en junio. Por su parte la captación a la vista incrementó su aportación a la tasa de crecimiento de la captación tradicional en 0.3 pp, pasando de 6.7 en mayo a 7.0 pp en junio.

Captación a la vista: mayor crecimiento del sector público no financiero y del segmento de particulares

En junio de 2017 la tasa de crecimiento anual nominal de la captación a la vista fue 11.2%, 0.5 pp por arriba de la cifra registrada el mes anterior (marzo 12.4%, abril 14.7%, mayo 10.7%). El mejor desempeño fue resultado de un mayor crecimiento del sector público no financiero y del segmento de particulares. El primero de estos sectores (13.2% del saldo de la captación a la vista) registró una tasa de crecimiento de 17.7%, 2.1 pp superior a la observada el mes anterior. Así, el saldo de este sector incrementó en 1.0 pp su aportación a la tasa de crecimiento total, pasando de 19.2% en mayo a 20.2% en junio. El segmento de particulares (41.9% del saldo de la captación a la vista) registró una tasa de crecimiento anual nominal de 12.0%, 1.4 pp por arriba de la registrada el mes previo. De esta manera, el saldo de este segmento incrementó en 0.7 pp su aportación a la tasa de crecimiento total, pasando de 44.9% en mayo a 45.6% en junio. Por su parte, el segmento de empresas (40.2% del saldo de la captación a la vista) registró una tasa de crecimiento anual nominal de 8.7%, 0.7 pp por arriba del la observada el mes previo. Así, el saldo de este segmento redujo en 0.1 pp su aportación a la tasa de crecimiento total, pasando de 32.7% en mayo a 32.6% en junio. El segmento de intermediarios financieros no bancarios (IFNB) (4.7% del saldo de la captación a la vista) fue el único que registró una disminución en crecimiento, con una varaición porcentual anual nominal de 3.4%, 4.3 pp por debajo de la observada el mes anterior. De esta manera, el saldo de este segmento redujo en 1.6 pp su aportación a la tasa de crecimiento total, pasando de 3.1% en mayo a 1.6% en junio. Es posible que el mayor dinamismo del saldo a la vista del sector público no financiero esté asociado a una transferencia de recursos desde el saldo que este sector mantiene en instrumentos tradicionales a plazo, tal como se ha observado desde el cierre del 1T17, probablemente con el propósito de solventar el mayor gasto corriente del periodo1, que registró una variación porcentual anual de 10.4%, 9.9 pp superior a la observada el mes previo. En cuanto al mayor crecimiento del segmento de particulares, es probable que esté asociado a una desaceleración del consumo privado, tal como lo apunta el indicador mensual del consumo privado en el mercado interior, que en el periodo registró una tasa de crecimiento anual nominal de 3.6%, 1.5 pp por debajo de la observado en mayo.

Captación a plazo: menor impulso del segmento de empresas y del sector público no financiero

En junio la tasa de crecimiento anual nominal de la captación a plazo fue 10.2%, lo que representó una disminución de 3.0 pp con rescpecto a la cifra observada el mes previo (marzo 9.6%, abril 12.0%, mayo 13.2%). Esta reducción respondió a un menor dinamismo del segmento de empresas y del sector público no financiero. El primero de estos segmentos (28.5% del saldo de la captación a plazo) registró una tasa de crecimiento anual nominal de 5.2%, 17.8 pp por debajo de lo observado en mayo. De esta manera, el saldo de este sector redujo en 32.5% su aportación a la tasa de crecimiento total, pasando de 50.3% en mayo a 17.7% en junio. El sector público no financiero (0.9% del saldo de la captación a plazo) registró una tasa de crecimiento anual nominal de -22.2%, 12.1 pp menor a la observada el mes anterior. Así, el saldo de este segmento redujo en 2.3 pp su aportación a la tasa de crecimiento total, pasando de -1.0% en mayo a -3.4% en junio. El resto de los sectores registraron incrementos en su variación porcentual anual. El segmento de particulares (44.2% del saldo de la captación a plazo) registró una tasa de crecimiento anual nominal de 16.3%, 1.4 pp mayor a la reportada el mes previo. De esta manera, el saldo de este segmento incrementó en 30.7 pp su aportación a la tasa de crecimiento total, pasando de 48.1% en mayo a 78.8% en junio. El segmento de IFNB (26.4% del saldo de la captación a plazo) registró una tasa de crecimiento anual nominal de 2.1%, 0.9 pp por arriba de lo observado el mes previo. Así, el saldo de este segmento incrementó en 4.1 pp su aportación a la tasa de crecimiento total, pasando de 2.7% en mayo a 6.9% en junio. Es posible que el menor crecimiento del segmento de empresas esté asociado a la pérdida de dinamismo que registró la actividad económica en el periodo, tal como lo muestra el Indicador Global de Actividad Económica (IGAE) que en el mes de junio registró una variación porcentual anual de -0.9%, 3.3 pp por debajo de lo reportado el mes previo. A lo anterior, se suma el fin del ciclo de tensionamiento monetario por parte de Banxico, al incrementar la tasa de referencia solo en 25 puntos base (pb), lo que generó que las tasas de mediano y largo plazo descendieran.2 Es probable que las menores tasas de interés esperadas para instrumentos tradicionales a plazo propiciaran mayor preferencia por otros instrumentos, como los que ofrecen los fondos de inversión de deuda. En cuanto al menor dinamismo del saldo del sector público no financiero, es posible que esté asociado a una transferencia de recursos hacia el saldo que este sector mantiene en instrumentos a la vista, tal como se apuntó previamente.

Fondos de Inversión de Deuda: primer signo de recuperación desde principios de año

En junio de 2017 la tasa de crecimiento anual nominal del saldo de la tenencia de valores en manos de los FIDs fue 1.2%, 0.7 pp por arriba de la observada el mes previo. Así, el saldo en manos de los FIDs muestra el primer signo de recuperación desde enero. La tenencia de valores gubernamentales fue el componente que mostró el mayor crecimiento, con un incremento de 0.7 pp en su participación dentro de la tasa de crecimiento total, pasando de -2.7 pp en mayo a -2.0 en junio.

Por su parte, la tenencia de títulos bancarios registró una reducción de 0.1 pp en su participación dentro de la tasa de crecimiento total, pasando de 7.4 pp en mayo a 7.3 pp en junio. El resto de los segmentos (tenencia de papel privado y tenencia de acciones de otros fondos de inversión) no registraron variaciones en su aportación a la tasa de crecimiento total. Como se ha mencionado previamente, es posible que el mayor dinamismo del saldo en manos de los FIDs esté asociado a una mayor preferencia por activos con mayor rendimiento ante la caída en la tasa de interés de los instrumentos tradicionales de mayorplazo.

Ahorro Financiero (AF): comportamiento mixto de sus componentes

La tasa de crecimiento anual nominal del Ahorro Financiero (AF) en junio fue 6.9%, lo que no significó un cambio con respecto al mes previo, y representó un incremento de 1.1 pp con respecto al mismo mes del año anterior. El crecimiento nulo con respecto a mayo responde a un comportamiento diferenciado de sus componentes. Por una parte, el ahorro financiero de residentes (83.1% del saldo total) registró una dismunición de 0.5 pp en su variación porcentual anual nominal, mientras que el ahorro de no residentes (16.9% del saldo total) registró un incremento de 2.7 pp en su tasa de crecimiento anual nominal. Cabe mencionar que el AF incluye todo instrumento de ahorro, tanto bancario como no bancario.